Taekwondo se jugará la única carta a Tokio en Costa Rica

Puerto La Cruz, Anzoátegui.- Del 9 al 12 de marzo el Palacio de los Deportes en Costa Rica albergará el Preolímpico de Taekwondo, evento que otorgará dos plazas por cada división de peso y al que Venezuela acudirá con Yohandri Granado (-58kg), Virginia Dellán (-49kg), Carlos Rivas (+80kg) y Carolina Fernández (+67kg).

Esta será la única y última oportunidad del taekwondo, segundo deporte con más medallas en la historia olímpica nacional, de acudir a Tokio 2020, tras no poder optar por clasificaciones directas vía ranking ni a través de participaciones en los Grand Slam, que son los otros dos métodos clasificatorios.

“Tengo la motivación al máximo. Creo que lo más importante en esta etapa es poder salir del país, tener una última fase de preparación que nos permita ajustar tiempo, distancia y concentrarnos lejos de aquí. El panorama no es fácil, pero tampoco es imposible porque somos un deporte con tradición olímpica”, reitera Granado, punta de lanza del taekwondo nacional en la actualidad.

A sus 21 años, Granado, el menor de una familia de kenpoístas por tradición, se ha consolidado en apenas dos años con la selección nacional, como el atleta más importante el equipo tras el subcampeonato suramericano en Cocha 18’, el quinto lugar en Lima 19’ con una victoria histórica siendo el atleta más joven del torneo frente a Luis Pie (DOM), bronce en Río 2016, además de sumar victorias frente a seis atletas del top 15 del mundo.

Para Dellán este será su tercer ciclo y el segundo llamado a buscar cupos olímpicos: “Creo que es una oportunidad importante y que significa mucho para todos y cada uno de nosotros. Un Preolímpico, y en especial este, es una competencia de una gran exigencia física y sobre todo mental por lo que está en juego”, recalca la oriental de 26 años, quien en la ruta a Tokio ha sido consecuente en el podio reeditando sus títulos bolivariano (2013/2017), suramericano (2014/2018) y luego de lograr el triplete de bronce en centroamericanos (2010/2014/2018).

La mística y el profesionalismo de Carlos Rivas lo han hecho regresar a su división, los +80kg, tras superar una serie de lesiones y lograr un equilibrio psicofísico que lo ha hecho ser tomado nuevamente en cuenta para buscar los boletos olímpicos: “Yo soy un guerrero y siempre lo he demostrado. He atravesado procesos muy difíciles que me han hecho más fuerte en los últimos dos años, pero aquí sigo, con mi sueño intacto de representar a mi país en unos Juegos Olímpicos”.

La constancia ha hecho justicia en Carolina Fernández, quien ha sido elegida tras una década con la selección nacional, por vez primera para optar a cupos olímpicos en los +67kg, una categoría en la que aún se recuerdan las actuaciones históricas de Adriana Carmona: “Me siento bien, enfocada, preparada y segura de mí. He entrenado mucho a pesar de todas las limitaciones que tenemos como deporte, las ausencias internacionales y el descenso que tenemos en el ranking. Somos del tamaño de este gran compromiso que tenemos con el taekwondo y con Venezuela”.

El equipo nacional espera por los recursos para realizar una base de preparación en Corea del Sur, previa al Preolímpico y que tendría como lapso tope del 1 al 29 de febrero, para luego viajar a Costa Rica, sede del evento donde acudirán el 99% de los atletas de las 41 naciones que integran PanamSport, toda vez sólo dos atletas de América lograron los boletos olímpicos vía ranking, a diferencia del ciclo pasado, donde América clasificó a más de diez competidores.

Por: Federación Venezolana de  Taekwondo 

Categorías Deportes

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.